(55) 44 38 00 13 (55) 53 63 02 03 info@energeka.com

En publicaciones anteriores en el blog de Energeka presentamos algunas generalidades del funcionamiento de las celdas que componen los paneles solares CDMX, y de las ventajas de la instalación de sistemas fotovoltaicos para la transformación de la radiación solar en electricidad. Como es bien sabido, la energía eléctrica actualmente es fundamental para el funcionamiento de un gran número de aparatos que hacen la vida del hombre moderno más cómoda, es por esto que contar con ella se haya convertido en una de las necesidades principales.

A pesar de que la electricidad resulta fundamental en la vida cotidiana, las técnicas que tradicionalmente se utilizan para generarla causan un fuerte impacto en el estado del medio ambiente, ya sea por las características de la infraestructura necesaria para generarla y almacenarla, o por los desechos contaminantes derivados de los métodos empleados en el proceso, que dañan la atmósfera, el suelo y el agua, sin mencionar la gran cantidad de energía requerida para producir electricidad.

Las consecuencias de las prácticas convencionales para producir electricidad se vuelven cada vez más evidentes, ecosistemas completos se han alterado e incluso desaparecido, y el cambio climático derivado de la explotación desmedida de los recursos naturales afectan a muchos niveles a los seres humanos y otros organismos que viven en el planeta Tierra.

Una de las medidas que se han implementado es buscar medios que permitan satisfacer las necesidades energéticas de la población, sin que esto represente un daño severo al ambiente, y ha sido gracias a décadas de investigación que hoy en día podemos encontrar a nuestro alcance, tecnologías diseñadas especialmente para aprovechar las energías renovables, sin prácticas nocivas para la naturaleza. De todas las fuentes de energía renovable disponibles para el ser humano, es la radiación solar la que en los últimos años se ha posicionado como la favorita, ya se encuentra disponible para todos y las técnicas empleadas para su aprovechamiento resultan bastante accesibles.

Es por todo lo anterior, y gracias a que cada vez se vuelve más accesible el precio de los paneles fotovoltaicos, que se han popularizado tanto los paneles solares CDMX. Además, se cuentan con diferentes tipos de incentivos que facilitan su compra e instalación en México, como un apoyo para quienes deciden sumarse a la iniciativa de cuidar el medio ambiente y producir su propia electricidad por vías que no afecten al medio ambiente, ya sea a través de paneles solares o con otras tecnologías limpias para el aprovechamiento de fuentes de energía renovable, como es el caso de la energía eólica.

Estas facilidades van desde la condonación de pago de los impuestos aplicables por la compra de equipo solar o eólico hasta otorgación de créditos mayores en el INFONAVIT para la adquisición de casas con tecnologías verdes. Cabe mencionar en este punto que los sistemas fotovoltaicos de pequeña y mediana escala que se instalan en viviendas y establecimientos comerciales, así como en pequeñas industrias de las zonas urbanas, deben conectarse a la red de la Comisión Federal de Electricidad, quien se encarga de la regulación de la actividad de los paneles para proporcionar mayor seguridad y el respaldo energético en caso de que por alguna razón, en un bimestre el sistema fotovoltaico no produzca la energía suficiente para satisfacer la demanda de las instalaciones en cuestión.

En el caso de las zonas rurales, la instalación de sistemas fotovoltaicos también ha comenzado a ganar mayor popularidad, principalmente en aquellas comunidades que no cuentan con el servicio de abastecimiento público de electricidad, en cuyos casos los sistemas operan de manera independiente y no van conectados a la red.

Instalar un sistema fotovoltaico ofrece muchos beneficios, además del cuidado del medio ambiente; las personas que se deciden por adquirir uno consideran el ahorro económico que tendrán al reducir las cuentas de pago de consumo de electricidad y gas. Esto es gracias a que un sistema solar que genera energía eléctrica puede tener la capacidad de producir la energía necesaria para el funcionamiento de los aparatos electrodomésticos, o bien, de las instalaciones en comercios e industrias de diferente tipo, incluyendo los calentadores de agua.

Es común que se piense que debido a que los paneles funcionan captando la radiación solar, solo pueden operar durante el día y que en los días nublados o por las noches no se tendrá la energía eléctrica que en esas condiciones resulta más necesaria, para que los elementos de iluminación artificial funcionen. Sin embargo, los paneles solares incluso cuando las condiciones atmosféricas no son óptimas, pueden captar la energía del sol y transformarla y si el sistema se instala con interconexión a la red de la Comisión Federal de Electricidad, algo que de hecho es obligatorio, en caso de que los paneles solares no estén generando suficiente energía, se toma la electricidad de la red de suministro público.

Además de estos beneficios, los sistemas solares fotovoltaicos pueden contribuir a prolongar el tiempo de vida de los equipos utilizados para la distribución de energía, ya que por su modo de funcionamiento tienen un efecto de alivio térmico, suavizan los picos de demanda eléctrica y disminuyen las pérdidas de energía en la distribución, además de compensar la potencia y el voltaje de los alimentadores eléctricos.

Para poder sacar el máximo provecho de los sistemas fotovoltaicos, la instalación de paneles solares se realiza en azoteas y fachadas, lugares donde pueden captar la radiación solar una mayor cantidad de horas por día. La Comisión Federal de Electricidad es la encargada de regular el uso de estos sistemas, y por ello se requiere hacer un contrato de interconexión antes de instalar cualquier panel solar fotovoltaico. La potencia de los sistemas a pequeña escala no puede ser mayor a 30 kW si se colocará en una vivienda, ni mayor a 50 kW en negocios, mientras que para mediana escala, la potencia del sistema no debe superar los 500 kW. Una vez realizado el contrato, la Comisión instala un medidor bidireccional que permite que la energía generada en un periodo, pero la que no sea utilizada retorna por la red de suministros público para ser utilizada en el siguiente periodo. Con estos principios es posible llegar incluso a reducir las cuentas de electricidad en su totalidad y recuperar la inversión en el sistema al poco tiempo.

Para conocer más acerca del funcionamiento y ventajas de los paneles solares CDMX, o si están buscando un equipo de la más alta calidad que se adapte a sus necesidades, no duden en ponerse en contacto con nosotros. En Energeka contamos con paneles y servicios de instalación y mantenimiento para que disfruten de todas las ventajas de esta tecnología.